Café helado

Cómo tomar café en verano

Aunque las bebidas calientes cómo el café suelen asociarse a momentos donde las temperaturas son bajas, nada impide que puedas disfrutarlas durante el verano. Existe una variedad enorme de recetas y formas de disfrutar un café, incluso disminuyendo su temperatura habitual de consumo. 

En las siguientes líneas te presentamos cinco deliciosas formas de tomar café durante el verano, especiales para combatir el calor.

Smoothie de café

Este es un desayuno interesante que contiene un poco de cafeína y el sabor de tu bebida favorita. Al tratarse de un smoothie, su preparación incluye plátano, leche de vaca y otros ingredientes, por lo que no solo deberías tener en cuenta las calorías del café con leche para esta receta. Necesitarás lo siguiente:

  • 1 café espresso.
  • 1 plátano.
  • 1 vaso de leche.
  • Azúcar.
  • Cacao en polvo.
  • Hielo.

La preparación es simple, solo tendrás que mezclar los ingredientes en el vaso de la licuadora y dejar que se trituren hasta lograr una mezcla homogénea. Sirves en un vaso largo y puedes decorar con crema batida si así lo deseas.

Café Bombón

Si eres amante del café, el café bombón se convertirá en tu versión favorita del verano. Para su preparación necesitas café espresso, leche condensada, hielo y nata montada.

La preparación es bastante sencilla. En el vaso de la licuadora mezclamos la ración de espresso con leche condensada y agregamos el hielo, batiendo hasta que se forme un granizado. Se sirve en un vaso, decorado con nata montada y sirope de caramelo o chocolate según el gusto de cada persona.

Café con hielo o café helado

Esta es una de las recetas más simples que existen, además de ser muy popular. Solo necesitarás café en la versión preferida (espresso, cappuccino, doble espresso, latte macchiato, etc.), el cual servirás en un vaso con hielo y podrás disfrutar de inmediato. Sin duda, se trata de una de las mejores formas de refrescarse en verano si eres amante del buen café.

Café helado con leche condensada

Se trata de una variación de la receta anterior, preferida para disfrutar de un sabor más dulce sin que el café pierda consistencia. Los ingredientes a utilizar serán:

  • 1 cucharada de café instantáneo.
  • ¾ de taza de agua hirviendo.
  • Una taza de leche condensada.

En un recipiente colocarás el agua hirviendo y luego agregarás la porción de café, mezclando hasta disolver por completo y dejando reposar en el refrigerador hasta que enfríe. Lo siguiente será mezclar el café con la leche condensada y agregar hielo si lo deseas aún más frío.

Café moka helado

Para quienes buscan una bebida más equilibrada, donde el dulce no opaque el sabor amargo natural del café, el moka helado es una opción adecuada. Los ingredientes para esta receta son:

  • 375 ml de café frío.
  • 500 ml de leche.
  • 3 cucharadas de chocolate derretido.
  • 2 cucharadas de azúcar.
  • Hielo.

La preparación consiste en mezclar todos los ingredientes en la licuadora hasta conseguir una mezcla con la textura de un frappé, que puedes decorar con crema batida y chocolate al gusto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.